Logística de ultima milla

Robots de entregas de última milla

Robots de entrega

Un número cada vez mayor de grandes empresas internacionales, así como nuevas empresas, compiten para desarrollar unidades móviles robóticas capaces de entregar pequeños productos, correos o comestibles de forma autónoma y rápida. 

Estas unidades, llamadas robots Last Mile Delivery (LMD),  Robots  de Entregas de Última Milla, tienen diferentes tamaños, formas y modos de propulsión. 

Las manifestaciones incluyen  drones voladoresvehículos terrestres no tripuladosrobots con patas  o incluso  humanoides. Están desarrollados para hacer frente al último paso logístico del proceso de entrega; es decir, recorrer los últimos kilómetros hasta el cliente final. 

La razón principal detrás de esta tendencia de inversión global radica en el hecho de que  más del 50% del costo total de entrega logística  de bienes se puede atribuir al proceso LMD.

Robots última milla

Ventajas de los robots en la última milla

  • Una de las principales ventajas de los robots móviles es permanecer activos y sin interrupción por más de 12 horas continuas y sin supervisión humana,  incrementando así la productividad.
  • En la actual época de emergencia sanitaria los delivery robots garantizan entregas seguras evitando el contacto directo con los clientes.
  • A su vez los delivery robots optimizan los recorridos de última milla.
  • Los robots móviles autónomos se articulan con todos los sistemas involucrados en las operaciones logísticas de la empresa.
  • Los delivery robots son una tecnología segura sus recorridos se realizan a velocidades razonables sin riesgos para los usuarios
  • Reducen  los tiempos en los que se realizan los procesos de slotting, picking y packaging, producto de la adecuada  planificación de las rutas a cubrir dentro del almacén.
  • Los robots se adaptan convenientemente  a la infraestructura existente y el aumento de dispositivos debido a su decreciente escalabilidad no representa un exagerado costo.
  • Los robots móviles autónomos se hacen cargo de las tareas repetitivas propias de la cadena de suministro, posibilitando la reubicación de personal especializado en áreas más productivas.
  • Su funcionamiento transcurre con normalidad sin interferir con las labores del personal y garantizando la seguridad del mismo. El robot elude los obstáculos, incluidas las personas.
  • Son dispositivos con alta flexibilidad y capacidad de adaptación a cambios en el entorno, sin afectar la producción.
  • Disminuyen costos laborales e incrementan el rendimiento del personal. La delegación de diversas funciones es otra de las ventajas de los robots, ya que permite a los operarios una  mayor concentración y un óptimo desempeño en tareas específicas, como la preparación de pedidos, asignando los desplazamientos y el transporte de productos a los dispositivos autónomos.

Además de los costos, hay varios otros argumentos convincentes que motivan el desarrollo de este tipo de robots. Éstos incluyen: 

Seguridad y conveniencia: los robots pueden equiparse con un sistema de inicio de sesión seguro, por ejemplo, un código de autenticación temporal, que otorga acceso solo al destinatario correcto. El cliente podrá seleccionar el tiempo de entrega más conveniente y tendrá acceso a un sistema de rastreo que monitorea la posición de la unidad de entrega en tiempo real.

Velocidad y eficiencia: la posibilidad de evitar el tráfico, así como compartir aceras con peatones o carriles para bicicletas, permite a los robots acortar el camino hacia el destino y reducir el tiempo de entrega. Esto reduce la probabilidad de un intento de entrega fallido que daría como resultado que el paquete se devuelva al centro de distribución.

Entorno : los robots LMD tienden a ser pequeños. Esto significa que requieren considerablemente menos energía en comparación con las furgonetas de reparto más grandes. No utilizan combustibles fósiles para la energía. Esto significa que su huella de CO 2 es significativamente menor que la de los vehículos de reparto actuales. 

Calidad de entrega: los productos que requieren transporte especializado, como alimentos o artículos delicados, se beneficiarán de la introducción de unidades de entrega personalizables. Los robots LMD son pequeños y no tripulados y pueden equiparse con compartimentos de almacenamiento ad-hoc, por ejemplo, contenedores enfriados o acolchados, que aumentan la probabilidad de que los artículos se mantengan en buenas condiciones durante el tránsito. 

Los robots LMD brindan a los minoristas la oportunidad de mejorar el servicio al cliente y diferenciarse  de la competencia .

Desafíos de desarrollo

Uno de los principales desafíos en el desarrollo de estos Robots es el diseño de componentes de percepción robustos basados ​​en IA. Los robots terrestres no tripulados, en particular, se enfrentan a problemas similares a los de los coches autónomos. 

Necesitan localizarse en relación con su entorno con gran precisión y solidez; necesitan detectar marcas de carril, peatones y otros vehículos; y necesitan conducir con seguridad. La planificación del movimiento y la percepción basada en la visión son los aspectos más difíciles de dicha tecnología. 

Algunas empresas ya están  realizando con éxito entregas activas  utilizando robots móviles autónomos. Sin embargo, sus operaciones se limitan a pequeños entornos controlados y sólo en carreteras específicas, durante el día y con condiciones climáticas templadas. 

Los robots que transportan paquetes desde los puntos de distribución urbanos deben ser capaces de lidiar con entornos que son significativamente más complejos.  

Rodolfo es Ingeniero Civil Industrial y ha desarrollado su carrera profesional ligado principalmente a compañías de tecnología SaaS. Su liderazgo y la experiencia en prestación de servicios B2B, lo han convertido en un partner estratégico de confianza para empresas de distintos sectores, que enfrentan desafíos complejos, haciendo más eficientes sus procesos y mejorando la experiencia de compra para millones de clientes.

Write A Comment