Cadena de Suministro

Cadenas de suministro: Cómo influye la guerra entre Rusia y Ucrania

5/5 - (1 vote)

La guerra en Ucrania, es vista como la invasión terrestre más grave en Europa desde la Segunda Guerra Mundial, ya se ha cobrado miles de vidas y ha devastado una nación de 40 millones de habitantes. Después de casi de 2 años de verse golpeadas por la pandemia, las cadenas de suministro globales ahora enfrentan un contexto que pondrá a prueba nuevamente su resiliencia.

 Ucrania y Rusia representan a los principales actores mundiales en los suministros de metales, hidrocarburos, minerales, energía y alimentos que probablemente conlleva a una  severa crisis..

Expertos creen  probable que los precios de esos artículos se disparen, gracias tanto a la escasez como a la compra irracional y el proteccionismo, afectando las operaciones de fabricación tanto del suministro y distribución en las cadenas de estos commodities.

Guerra Rusia y Ucrania: foto composición La República
Guerra Rusia y Ucrania: foto composición La República

Problemas en las cadenas de suministro

Gartner y otras firmas de consultoría internacional, identifican seis problemas que las empresas enfrentarán en sus cadenas de suministro, si continúan las escaladas en Ucrania:

  1. Escasez de materia prima clave
  2. Aumentos en los costos de materiales
  3. Impactos en la capacidad de producción
  4. Volatilidad de la demanda
  5. Restricciones de capacidad y rutas logísticas
  6. Violaciones de ciberseguridad

 

El secretario general de la Cámara Internacional de Comercio (ICC), John W.H. Denton, ha declarado que la invasión de Rusia a Ucrania sin duda tendrá repercusiones significativas para las cadenas de suministro mundiales en las próximas semanas y meses. El impacto probable en los mercados de energía y alimentos ya es bien conocido, pero también se prevé un riesgo más profundo de interrupción de la fabricación a nivel mundial en una amplia gama de sectores.

Logística Guerra Rusia Ucrania
Foto cortesía Pexels

Los sectores textil, viajes y alimentación, son los más afectados:

La inflación de los alimentos es también un riesgo de la interrupción de la cadena de suministro. Rusia y Ucrania juntos aportan alrededor del 29% al mercado mundial de exportación de trigo. Ucrania, el granero de Europa, está en camino de convertirse en el tercer mayor exportador de maíz del mundo, y Rusia es el principal exportador de trigo. Ucrania también es uno de los principales exportadores de cebada y centeno.

Aparte de los alimentos, los dos países son líderes mundiales en la producción y exportación de metales como el níquel, el cobre y el hierro. Otras materias primas como neón, paladio, platino y varios productos químicos, especialmente derivados y productos petroquímicos, también se fabrican y exportan en grandes cantidades desde Rusia y Ucrania.

Ucrania se ha convertido en un proveedor clase de metales esenciales y materias primas para las cadenas globales de valor. Principalmente en la producción de semiconductores, automóviles y medicamentos, que se verían gravemente afectados por la interrupción de actividades comerciales en este país.

 

La invasión rusa a Ucrania probablemente elevará los precios de los commodities mineros, a lo que se suma las presiones inflacionarias de este momento.

Rutas logísticas

Importantes rutas logísticas como la ruta del Mar Negro y el ferrocarril y las carreteras de Europa a Asia y viceversa se verán afectadas y provocarán retrasos e interrupciones. También se espera un desbordamiento a los puertos chinos y otros nodos de transporte clave.

Con el transporte global ya severamente interrumpido como consecuencia de la pandemia, una guerra podría crear más problemas. Los modos de transporte que probablemente se verán afectados son el transporte marítimo y el transporte ferroviario de mercancías.

El aumento de los precios del petróleo debido a la guerra es una preocupación para el transporte marítimo en general. Las tarifas de flete ya son extremadamente altas y podrían aumentar aún más.

También existe la preocupación de que los ataques cibernéticos puedan tener como objetivo las cadenas de suministro globales. Dado que el comercio depende en gran medida del intercambio de información en línea, esto podría tener consecuencias de gran alcance si se ataca a líneas o infraestructuras navieras clave. Los efectos dominó de un ciberataque a la cadena de suministro pueden ser enormes.

Mercado bursátil

Alta volatilidad e incertidumbre han primado los últimos días tras iniciarse el jueves de la semana pasada, la guerra entre Rusia y Ucrania. Este efecto ha generado no solo un desplome de las principales bolsas mundiales, sino que ha beneficiado a las materias primas en base a un concepto de refugio en el oro, alcanzando a cotizar 1.973 USD por onza y el petróleo en base a una próxima escasez máximos de 100 USD por barril.

Los expertos señalan que estas cifras repercuten en el valor de las empresas y en las inversiones, pero su impacto en la economía local y en los salarios suele ser más lento. Según explicaron, en América Latina los efectos más inmediatos del ataque ruso -dependiendo de cuánto se prolongue el conflicto- estarán vinculados a tres factores: el valor que están adoptando las materias primas, la inflación y posibles incrementos en las tasas de interés.

REUTERS/Andrew Boyers/File Photo

Conflicto entre empresas

El conflicto también está desencadenando una lucha entre las empresas globales que cortaron lazos comerciales con Rusia para cumplir con las sanciones más estrictas que se hayan impuesto a una gran potencia económica desde el final de la Guerra Fría.

Los nuevos problemas suceden tras más de dos años de interrupciones, retrasos y precios elevados para las atribuladas empresas que utilizan cadenas globales de suministro para trasladar sus productos por todo el mundo. Y aunque las implicaciones económicas de la guerra y las duras sanciones a Rusia aún no están claras, muchas industrias se están preparando para que la situación precaria actual empeore.

Se espera que muchos de estos riesgos no se materialicen, asimismo, los líderes de las cadenas de suministros globales deben garantizar planes de contingencia adecuados para sus cadenas de suministro más críticas y los proveedores más riesgosos de la región.

 

Drivin

El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, anunció este martes una prohibición total e inmediata de las importaciones de petróleo, gas natural y carbón de Rusia como sanción por la invasión de Putin a Ucrania.

EE.UU. prohíbe las importaciones de petróleo, gas natural y carbón de Rusia por la invasión a Ucrania

En una comparencia televisiva, Biden informó que toma la medida para causar mayor “dolor a la maquinaria de guerra” de Rusia.

“Eso significa que el petróleo ruso ya no será aceptado en los puertos estadounidenses y el pueblo estadounidense asestará otro poderoso golpe a Putin”, dijo.

La Casa Blanca informó que la orden ejecutiva, con efecto inmediato, fue firmada por el presidente tras su discurso.

Estados Unidos es el primer país en anunciar sanciones contra el sector energético ruso y dio el paso unilateralmente, sin sus aliados europeos, que dependen mucho más del gas y el petróleo rusos para satisfacer sus necesidades energéticas.

Licenciada en Comunicación Social, actualmente Editor Content en Drivin